El fracaso de la “Segunda Flotilla” desnudó su verdadera intencionalidad política

Pese a la intencionada poca memoria colectiva, cuando el recuerdo no interesa o no obedece a los cánones morales imperantes, muchos no olvidaremos como empresarios israelíes  -no ostentaban ningún cargo público alguno-  que acudían a unas jornadas de innovación con emprendedores españoles,  fueron agredidos por una turba encolerizada en la Universidad Autónoma de Madrid y gracias a que la policía llegó a tiempo no sufrieron un linchamiento en toda regla. Y tampoco olvidaremos, no sólo los judíos o los que estamos interesados en Oriente Medio, sino también los que luchan por los derechos civiles, cómo se vetó en el desfile del día del Orgullo Gay de la ciudad de Madrid a la carreta israelí que estaba invitada.  La autodenominada “Flotilla de la Libertad”, también tuvo repercusiones políticas, estableciendo algo poco frecuente en los últimos años en la política española: una postura común de todos los partidos, condenando, algunos como el conservador PP con menos intensidad, el asalto por parte del ejército israelí a la Flotilla que dejó nueve activistas turcos muertos y varios soldados israelíes heridos.

La gestación de la “Segunda Flotilla” en España
En cambio, y contra todo pronóstico, conforme ha ido acercándose el momento de zarpar de, esta vez, la “Segunda Flotilla”, que ha reunido a 50 barcos, incluyendo uno español, el Guernika -localidad del País Vasco bombardeada por la división nazi enviada por Hitler en apoyo al bando nacional en la Guerra Civil española, la Legión Cóndor, y que Picasso representó en uno de sus cuadros más famosos e inquietantes titulado con el mismo nombre- su repercusión social y mediática, no digamos ya política, se ha ido mermando, aparentemente, sin razones apreciables. La curiosidad se hace evidente,  ¿por qué si el año pasado la flotilla tuvo tanto eco y sobreexposición en toda España,  este año no ha gozado de mucha cobertura en los medios?  Ni siquiera ha sido Trending Topic en Twitter -hay que reconocer que es un buen medidor, sin querer arruinar a las empresas que se dedican a las estadísticas y a las mediciones- y tampoco ha estado en la arena política como sí lo ha sucedido con el conflicto entre israelíes y palestinos durante los mandatos de Zapatero.

Esto no se debe a la carencia de medios por parte de los organizadores españoles ni a falta de iniciativas. De hecho, Manuel Tapial, uno de los tres españoles que viajaba en el barco Mavi Marmara, el único que fue abordado por la marina israelí con sus trágicos resultados, desde que volvió de su arresto de tres días en Israel, ha llevado a cabo varias campañas de promoción, publicidad y recaudación bajo el paraguas de la iniciativa Rumbo a Gaza. Por ejemplo, a principios de este año, Rumbo a Gaza publicó un video en televisión y en Internet, en el cual aparecían famosos actores y personajes del mundo de la cultura apoyando la iniciativa de una Segunda Flotilla a Gaza -entre ellos el argentino Juan Diego Botto- y afirmando que Gaza era un “campo de concentración”, sin mencionar que la franja está gobernada por el movimiento radical Hamas, responsable de atentados terroristas en Israel en los años más negros de la Segunda Intifada y de lanzamiento de cohetes a las ciudades israelíes colindantes con Gaza. A continuación, Rumbo a Gaza llevó a cabo una campaña en colegios de toda España y sobre todo de la Comunidad Autónoma de Madrid -posteriormente el gobierno regional vetó dicha campaña tras las quejas de varios colectivos como el Grupo Maimonides contra la Difamación-  llamada Un lápiz, un cuaderno y un euro para Gaza por la cual recolectaban dinero y material educativo para llevar a Gaza.

Paralelamente, Rumbo a Gaza no cesó en su empeño de obtener protección del Gobierno español. Así, en repetidas comunicaciones y llamamientos para con el Ministerio de Exteriores, pedían que la marina española les protegiera. El Ministerio, educadamente, se negó en repetidas ocasiones y recordó a los miembros de la iniciativa que hasta Ban Ki Moon, secretario general de la ONU, desaconsejó iniciativas como la flotilla para llevar ayuda humanitaria a Gaza, ya que existen medios pacíficos y posibles, como hacerla llegar mediante el personal de la ONU en la zona pasando por el puerto israelí de Ashdod.

Otro factor que hizo disminuir la pegada de Rumbo a Gaza, aunque se unieran políticos como el eurodiputado de Izquierda Unida, Willy Meyer, fue el constante aplazamiento de la salida de la Segunda Flotilla. Por temas logísticos sobre todo, ya que se unían más de 50 barcos y les era difícil encontrar un puerto de salida conjunta. Finalmente, se decidió por el puerto de Atenas y la fecha el 2 de julio.

De Flotilla a “Floptilla”

Un fallo de estrategia fundamental, como se han percatado los participantes de esta ya fallida Segunda Flotilla. No habían contado con que -como ya analizamos en Horizonte– Israel y Grecia están, en palabras de Sal Emergui, corresponsal de El Mundo en Oriente Medio, en una luna de miel política, en cuanto a relaciones bilaterales se refiere. Tras el deterioro meteórico que sufrieron los lazos de Israel con Turquía tras la primera Flotilla, Israel buscó un nuevo aliado en el Mediterráneo y optó por el país heleno, que tradicionalmente siempre fue poco proclive a aliarse con Israel.  El movimiento diplomático trajo sus frutos y la marina griega ha impedido salir a la Flotilla, ofertando al mismo tiempo hacer llegar el material humanitario a Gaza mediante las autoridades de las Naciones Unidas en la zona.

Después de unos días retenidos en el puerto de Atenas, la mayoría de los participantes han regresado a sus países de origen, y la mayoría de los activistas de la iniciativa española Rumbo a Gaza, decidieron seguir el mismo ejemplo, quedándose siete para custodiar el Guernika y otros cuatro se han quedado en la Embajada de España en Atenas como interlocutores con el embajador Miguel Fuertes, que según Europa Press les ha hecho una buena oferta pero no ha querido adelantar detalles sobre la misma.

Poco eco en los medios y en la sociedad

Toda esta cronología de sucesos ha pasado de puntillas por los medios de comunicación españoles. Quizás es debido a que otros temas con más interés para los españoles están colmando los medios, como la crisis económica, el movimiento 15M, o el reciente escándalo de la Sociedad General de Autores. Pero, es seguro también, que muchos ciudadanos se habrán preguntado por qué estas iniciativas no han surgido ante las crisis en Libia o Siria -como se preguntaba el periodista Carlos Herrera en su programa de radio cuando el régimen de Gadafi comenzó a aplastar a la oposición- o por qué no han dirigido la ayuda humanitaria a, por ejemplo, el cuerno de África, donde la ONU ha declarado una crisis humanitaria sin paliativos, mientras en Gaza la Cruz Roja ha declarado lo contrario.

Conclusión

De esta manera, la “Segunda Flotilla” se ha convertido, tal como hemos leído en redes sociales, en la Segunda Floptilla (juego de palabras en inglés, flop significa fracaso). Hay muchas formas de ayudar al pueblo palestino, y para hacerles llegar ayuda humanitaria existen cauces legales y pacíficos, pero provocando a Israel y buscando resultados trágicos para deslegitimar al Estado Judío solo traerá el anquilosamiento perpetuo del conflicto.

Fuente: http://www.revistahorizonte.org

por: Eli Cohen

COMISIÓN PALMER: EL BLOQUEO NAVAL DE ISRAEL A GAZA ES LEGAL

La comisión de las Naciones Unidas que investiga los eventos de la flotilla a Gaza, de mayo del año pasado, encabezada por el ex primer ministro de Nueva Zelandia, Geoffrey Palmer acaba de concluir su informe.

Según fuentes de Jerusalén, el Informe Palmer determina que el bloqueo naval sobre la franja de Gaza es legal y cumple con los requisitos de la ley internacional.

El informe también critica duramente al gobierno turco en relación a la comisión.

Palmer, que es un experto en legislación marítima internacional, añadió que la Comisión Turkel, impulsada por Israel, investigó los sucesos en forma profesional, imparcial e independiente.

En cambio, el ex primer ministro neozelandés señaló que la investigación de la comisión turca estaba políticamente influenciada y que su trabajo no fue ni profesional ni independiente.

La Comisión Palmer presentará su informe al secretario general de la ONU, Ban Ki-moon. Sin embargo, aún no se sabe cuando se publicará.

Turquía presiona a la ONU para que postergue la publicación del reporte. Sin embargo, se espera que salga a luz en los próximos días.

La Comisión Palmer también critica a la organización islámica IHH que organizó la flotilla y sus vínculos con el gobierno turco, sugiriendo que Ankara no hizo lo suficiente para detener a la flotilla.

No obstante, Israel no sale del informe sin cicatrices. La comisión Palmer manifiesta, según testimonios ofrecidos por los pasajeros del barco Mavi Mármara, que los comandos marinos israelíes usaron fuerza excesiva. Israel justificó el accionar de sus combatientes alegando que actuaron en defensa propia.

El informe no exige a Israel pedir disculpas a Turquía, pero recomienda expresar su pesar por los muertos y heridos. La Comisión Palmer no insta a Israel a pagar una compensación a las víctimas pero sugiere que el Estado judío transfiera dinero a un fondo humanitario creado especialmente para esos propósitos.

Palmer declaró que a pesar de que la ley internacional permite la intercepción de barcos en las aguas internacionales; Israel debería haber tomado control de la flotilla cuando las embarcaciones estaban más cerca del límite marítimo (20 millas marinas de la costa).

Al respecto, Israel respondió que la flotilla fue interceptada lejos de la costa debido a consideraciones tácticas y militares, y porque los organizadores se negaron a detenerse.

Los esfuerzos de reconciliación entre Israel y Turquía llegaron a un callejón sin salida, a raíz de las conclusiones del reporte, señaló una fuente política de Jerusalén.

La reunión del viceprimer ministro Moshé Yaalón con el subsecretario de Exteriores, Feridun Sinirlioglu, en Nueva York culminó sin resultados positivos.

“El informe será publicado pronto y un compromiso no parece posible”, expresó una fuente de Jerusalén al diario Haaretz.

El primer ministro turco, Recep Tayyip Erdogan, exige una disculpa oficial por parte de Israel. En tanto que el Estado judío está dispuesto a expresar su pesar por los resultados trágicos de la flotilla.

Fuente: Aurora

Retorno de las embarcaciones turcas que intentaron ingresar a la Franja de Gaza

Comunicado del Vocero del Ministerio de Defensa

Tras la decisión, por parte del liderazgo político y según una solicitud de las autoridades turcas, el Ministerio de Defensa hoy (jueves) 5 de agosto de 2010, entregará a los representantes turcos, los navíos turcos que intentaron violar el bloqueo naval impuesto sobre el régimen de Hamas en la Franja de Gaza, los cuales se encuentran, ahora, anclados en Israel.

Tres barcos de remolque turcos llegarán hoy a Israel. Sus tripulaciones recibirán a las tres embarcaciones ancladas en Israel, junto con el personal de equipamiento que se hallaba a bordo.

El Ministerio de RREE envió un mensaje a las autoridades turcas en el que expresa la expectativa de Israel que, Turquía, evite que otras embarcaciones turcas violen el bloqueo naval a la Franja de Gaza. El mensaje enfatiza que, Israel, transfiere equipamiento y bienes a Gaza en forma continua, a través de los cruces terrestres, de manera aceptable para la comunidad internacional y sujeta a los acuerdos reconocidos.

5 de agosto, 2010

La Base Legal del Bloqueo Naval israelí a Gaza

La Base Legal del Bloqueo Naval israelí a Gaza

Por Ruth Lapidoth

Profesora Emérita de Derecho Internacional de la Universidad Hebrea de Jerusalén

  • Las relaciones entre Israel y Hamas tiene el carácter de conflicto armado. Hoy no se necesita ninguna declaración de guerra formal. Por tanto, se aplican las reglas de conflicto armado. Esto significa que, Israel, puede controlar el tráfico marítimo con rumbo a Gaza (incluso cuando las embarcaciones están en altamar).
  • Las reglas de guerra naval no fueron, en su totalidad, codificadas en un tratado y son normas de costumbre de naturaleza vinculante. Se pueden encontrar en importantes manuales de las armadas occidentales (en particular de EEUU y Gran Bretaña) y en el Manual de San Remo, preparado por un grupo de expertos.
  • Con el objeto que sea legal, un bloqueo tiene que ser declarado y anunciado, de manera efectiva y no discriminatoria, y debe permitir el pasaje de asistencia humanitaria a la población civil. Además, el Manual de San Remo (1994) incluye dos condiciones: primero, el Estado que aplica el bloqueo debe decidir dónde y cuándo y a través de qué puerto la ayuda debería llegar a la costa. Además, el Estado puede requerir que, en la costa, una organización neutral verifique quién es el receptor de la asistencia. En Gaza, por ejemplo, ¿llega a los civiles o a Hamas?
  • Un barco que, con claridad, tiene la intención de violar el bloqueo, debe ser detenido cuando aun está en altamar. Frenar la flotilla rumbo a Gaza en aguas internacionales, a 100 Km. desde Israel, no fue ilegal; en tiempo de conflicto armado, los barcos que intentan violar el bloqueo deben ser buscados incluso en altamar.
  • Israel mantiene sus derechos y está en total conformidad con la ley internacional porque cumplimentó todas las condiciones mencionadas para un bloqueo legítimo. Por ejemplo, en enero de 2009, Israel notificó a las autoridades pertinentes su intención de establecer un bloqueo de la costa de Gaza.

¿Cuál es la base legal del bloqueo naval israelí en Gaza? Las relaciones entre Israel y Hamas (que gobernó la Franja de Gaza desde 2007) tienen el carácter de conflicto armado, lo que significa que las reglas de las leyes de conflicto armado son aplicadas. Eso indica que, Israel, puede controlar el tráfico marítimo rumbo a Gaza- incluso cuando la embarcación está aun en altamar. Israel puede no hacerlo en el mar territorial de un tercer país, tal como Chipre, pero en tiempo de conflicto armado, Israel puede controlar las embarcaciones en altamar que van dirigidas hacia Gaza.

Un bloqueo naval significa evitar el pasaje (entrada o salida) de todas las embarcaciones, hacia o desde los puertos y zonas costeras del enemigo, con independencia de la clase de cargamento llevada por esas embarcaciones. Se tiene que definir, con claridad, las fronteras de la zona a la cual se aplica el bloqueo; el que tiene que ser distinguido, de otras instituciones de guerra naval, tal como zonas de exclusión y de seguridad.

Fuentes de la Ley Internacional de Bloqueos

¿Cuáles son las fuentes de la ley internacional sobre los bloqueos? Las reglas sobre bloqueos se sustentan en la ley de costumbre internacional, ya que no hay un tratado internacional abarcador sobre el tema. La ley de costumbre es vinculante en la ley internacional. De acuerdo con el Artículo 38 del Estatuto de la Corte Internacional de Justicia, las fuentes de la ley internacional son: a) tratados internacionales, b) costumbre internacional y c) principios generales de la ley, reconocida por las naciones civilizadas.

Una regla vinculante de costumbre es creada cuando muchos estados se comportan, durante largo tiempo, de cierto modo y lo hacen porque sienten la obligación de hacerlo de ese modo.

Los bloqueos existieron durante cientos de años. Fueron mencionados específicamente en la Declaración de Paris (1856) (luego de la Guerra de Crimea) en lo que concierne a la ley marítima. Un texto más detallado lo siguió en 1909 (Declaración de Londres) sobre la Guerra Naval. Esa declaración buscó codificar las reglas de guerra en el mar, pero los Estados participantes en la declaración nunca lo ratificaron. Sin embargo, los Estados que, en verdad, siguieron las reglas establecieron la declaración y, por tanto, sus disposiciones se convirtieron en reglas de costumbre vinculante.

Las reglas de costumbre sobre el bloqueo pueden hallarse en los manuales de las leyes de guerra, implementados por ciertos países occidentales tales como EEUU y Gran Bretaña. Además, hay un manual preparado por un grupo internacional de expertos (1994) llamado Manual de San Remo. (Mientras que algunos hablan sobre el Acuerdo de San Remo. No hubo acuerdo, sino un manual). Además, los principios generales de las leyes de conflicto armado se aplican también a la guerra naval.

¿Cuándo un bloqueo es legal?

A fin que sea legal varias condiciones deben de ser cumplimentadas. La primera es el requerimiento de anunciarlo, de modo general, cuando se aplica un bloqueo y asegurarse que toda embarcación que sea detenida sepa que existe un bloqueo. Hoy en día el problema de la notificación es más fácil que en el pasado, debido a la gran mejora en las comunicaciones.

Otra condición para su legalidad es la efectividad. No es suficiente que solo se declare el bloqueo. Tiene que ser impuesto (de otra manera no es válido ni legal).

De acuerdo con la condición mayor, un bloqueo no debería cortar el acceso al mar de un Estado extranjero no relacionado. En el caso de Gaza, el bloqueo no evita que, Egipto, alcance el mar.

Más aun, un bloqueo tiene que estar basado en la igualdad: debe aplicarse a todos. Por supuesto que, siempre, está la posibilidad que la parte bloqueadora otorgue un permiso especial a ciertos navíos neutrales para pasar, pero son excepciones.

Un bloqueo tiene que permitir el paso de ayuda humanitaria si fuera necesaria. Sin embargo, el Manual de San Remo incluye dos condiciones (en el artículo 103): primero, la parte bloqueadora puede decidir dónde y cuándo y a través de qué puerto la ayuda puede alcanzar la costa. Además, el Estado puede requerir que, una organización neutral en la costa, pueda controlar la distribución de los suministros. Por ejemplo, en Gaza, ¿llegan a los civiles o a Hamas?

Finalmente, hay una condición que un Estado no prive de alimento a la población civil (San Remo, artículo 102). Esto se ajusta además a los principios generales de las leyes de conflicto armado.

¿Qué pasa si una embarcación desobedece el bloqueo?

¿Qué se puede hacer a un barco que desobedece el bloqueo? Aquí, puede haber una distinción entre barcos mercantes y de guerra. Un barco mercante puede ser visitado, registrado o capturado y, si el barco se resiste, puede ser atacado. La situación de barcos de guerra neutrales no está lo suficientemente clara: los barcos pueden ser buscados y capturados, pero las opiniones están divididas en si pueden ser atacados. El ataque es permitido en una situación de auto-defensa.

Un barco que, con claridad, tiene la intención de violar el bloqueo puede ser tratado mientras está aun en altamar. Frenar la flotilla en aguas internacionales, a 100 kilómetros desde Israel, fue legal: en tiempos de conflicto armado, los barcos que violan el bloqueo podrían ser buscados, incluso en altamar.

Antecedentes de bloqueos

Hay numerosos antecedentes. Durante la Guerra de Corea, entre 1950 y 1953, hubo un bloqueo. En 1971, cuando Bangladesh intentó separarse de Pakistán, India aplicó un bloqueo. Durante la guerra Irán-Irak entre 1980 y 1988, hubo un bloqueo de Shatt el-Arab. Líbano fue bloqueado, durante varios meses, en la guerra de 2006 entre Israel y Hezbollah, e Israel permitió el paso seguro desde Líbano a Chipre por propósitos humanitarios.

En el tratamiento de la flotilla con rumbo a Gaza, Israel actuó en conformidad con la ley internacional porque cumplió con todas las condiciones de un bloqueo legítimo. En enero, 2009 Israel notificó a las autoridades pertinentes de su bloqueo de Gaza (recurso legítimo de guerra naval). La existencia de un conflicto armado, entre Israel y Hamas en Gaza, es bien conocida y no necesita de una declaración especial para ese efecto.

Pero Gaza no es un Estado

¿Puede Gaza ser considerado un enemigo, a pesar que no sea un Estado? De acuerdo con la ley internacional, eso es posible. En todo caso, de acuerdo con diversas sentencias de la Corte Suprema de Israel, el conflicto con Gaza es internacional y no sólo interno, porque Gaza no es parte de Israel. Ni Gaza ni la Margen Occidental fueron anexados por Israel, ni la “ley, jurisdicción y administración” de Israel se extendió a esos lugares (como se hizo con Jerusalén oriental en 1967 y las Alturas del Golán en 1981).

Con respecto al status de Gaza: el territorio estuvo bajo soberanía otomana desde 1517 hasta 1917, y luego se convirtió en parte del Mandato Británico de Palestina. En 1948, Gran Bretaña dejó la zona y Gaza fue ocupada por Egipto, pero ese país nunca la anexó. En 1967 Gaza fue ocupada por Israel, que tampoco la anexó. En 2005, Israel se retiró desde Gaza y, en 2007, se hizo con el poder Hamas. Algunos dicen que Gaza es una zona sui generis, que significa una situación especial, mientras que de acuerdo con otros, es un territorio auto-gobernado con ciertos poderes (pero no con todos los poderes de un Estado).

Tanto en la Declaración de Principios sobre los Acuerdos de Autogobierno Interino israelí-palestino de 1993 como el Acuerdo Interino Israelí-Palestino sobre la Margen Occidental, de 1995, se acordó que, luego de un cierto período de tiempo, tendrían lugar las negociaciones sobre el status permanente de Gaza y la Margen Occidental, pero esas negociaciones, hasta ahora, fracasaron. La Hoja de Ruta de 2003, en la que ambas partes acordaron, vislumbra una solución de dos Estados, y que, un Estado palestino, debería ser establecido por medio de un acuerdo con Israel.

Israel, ¿es aun ocupante?

Una pregunta recurrente es si Gaza está ocupada o no. Algunos dicen que debido a que Israel controla el espacio aéreo y marítimo adyacente, es ocupante. De acuerdo con otra opinión, bajo las Regulaciones de La Haya de 1907 (respecto a las leyes y costumbres de guerra en tierra), la ocupación tiene que incluir el completo control de la zona. (“El territorio es considerado ocupado cuando se ubica bajo la autoridad de la armada hostil. La ocupación se extiende solo al territorio donde tal autoridad fue establecida y puede ser ejercida”- Artículo 42), y, por supuesto, Israel no controla todo el territorio de Gaza. Por tanto, no es responsable de lo que allí sucede.

En mi opinión, dado que Israel no controla Gaza, no es ocupante, sino que, en aquellas áreas en las que aun tiene control (mar y espacio aéreo), Israel es responsable. Aquí tenemos que distinguir entre control total del territorio y control solo del mar y el espacio aéreo.

La Profesora Ruth Lapidoth, miembro del Jerusalem Center for Public Affairs, es ampliamente reconocida como autoridad líder en derecho internacional. Fue acreedora del Premio Israel 2006 en Investigación Legal y del Premio Mujer Destacada en Derecho Internacional 2000, de la Sociedad Americana de Derecho Internacional. La Prof. Lapidoth prestó servicio en la delegación israelí para Naciones Unidas en 1976, y en 1979 fue designada Asesora Legal del Ministerio de RREE de Israel. Es autora de nueve libros y más de cientos de artículos de derecho internacional, derechos humanos, conflicto árabe-israelí y Jerusalén.

Jerusalem issue brief

Fuente: Jerusalem Center for Public Affairs Institute for Contemporary Affairs

18 de Julio, 2010

General de división (Res.) Eiland Presenta conclusiones relativas al Marmara Mavi

El general de división (Res.) presenta Eiland el Jefe del Estado Mayor General con las conclusiones de la evaluación al caso Marmara Mavi.

El Jefe de las FDI del Estado Mayor, el teniente general Gabi Ashkenazi, recibió las conclusiones alcanzadas por un equipo de expertos, encabezado por el general de división (Res.) Giora Eiland, encargado de examinar los incidentes que tuvieron lugar en el mar en mayo 31, 2010.
El mayor general Eiland presentó los resultados del equipo y las conclusiones al Jefe del Estado Mayor General, así como a los oficiales de Estado Mayor y de otras ramas de las FDI y las Direcciones que participaron en los preparativos y en el abordaje actual de la flotilla. El núcleo del informe se presentó el Ministro de Defensa de Israel.

El equipo fue designado por el Jefe del Estado Mayor General para examinar el despliegue hacia la flotilla, el curso de acción elegido y otras posibles alternativas, los preparativos de antemano, y desarrollo de la operación.

El equipo estaba integrado por ocho oficiales y su examen se centró en la inteligencia, la Comandancia de Marina, la unidad de comandos navales responsables de llevar a cabo la operación, la Fuerza Aérea de Israel, relaciones con los medios, alternativas tecnológicas, aspectos médicos y abogados y el derecho internacional.

El examen presentado varias lecciones a un nivel amplio, sistémico, no sólo en relación con esta operación específica (detención de la flotilla).

En términos de esfuerzo de la inteligencia, el equipo concluyó que no todos los métodos posibles de inteligencia fueron puestos en práctica y que la coordinación entre la Inteligencia de la Armada y la Inteligencia del Ejercito de Defensa de Israel era insuficiente. Al mismo tiempo, el equipo destacó que no es cierto que un esfuerzo de inteligencia óptimo sería crear una imagen completa de inteligencia. El equipo también señaló que el nivel previsto de la violencia contra las fuerzas fue subestimada.

En términos de evaluación de la situación hacia la flotilla, el equipo aclaró que la operación se basaba excesivamente en un único curso de acción, a pesar de ser el único, mientras que no se estimaron otros cursos de acción alternativos para el caso de escenarios más peligrosos.

En cuanto a las alternativas tecnológicas, el equipo determinó que el día del incidente, los responsables de la toma de decisiones no encontraron cursos alternativos de acción operativa que no sea un abordaje completo de la flotilla. El equipo hizo hincapié en el hecho de que la medida de lo que se conoce actualmente, ningún país del mundo tiene la capacidad de detener un buque en el mar de una manera no hostil. Por lo tanto las declaraciones hechas sobre esta cuestión tras el incidente son infundadas e irresponsables. Al mismo tiempo, el equipo determinó que los cursos alternativos de acción pudieron haber existido si el proceso de preparación se hubiese iniciado con la suficiente antelación, y recomendó a acelerar el proceso de examen de los métodos alternativos.

El equipo de expertos determinó que en materia de relaciones de medios, los preparativos por adelantado fueron buenos. Sin embargo, la liberación de los comunicados de prensa y material visual se retrasó debido a la necesidad de mantener la fiabilidad, la obligación de notificar a las familias de los soldados gravemente heridos y lo largo del proceso de autorización del portavoz del ejercito. El equipo observó con buenos ojos la labor del portavoz de las FDI después del incidente e insistió en la necesidad de una mejor coordinación entre el ejército israelí, el Ministerio de Relaciones Exteriores y otras instituciones de asuntos exteriores.

En términos de la operación de los comandos, el equipo determinó que la ubicación de los mandos durante el incidente y la presencia del Comandante de la Armada de Israel en el mar durante la operación, fue adecuada y en forma con el Jefe del Estado Mayor General de vista sobre el papel del comandantes en el frente de la actividad de las FDI. Su presencia ha demostrado su eficacia en términos de la toma de decisiones, salvar vidas y mucho más. El equipo elogió a los protocolos de lucha de la Marina de Israel, los preparativos de la Unidad Comando Naval, el Comando de la Armada, la Formación en guerra electrónica  y la evacuación médica.

El equipo determinó que los soldados del Comando de la Marina operaron adecuadamente, con profesionalidad, valentía y habilidad y que los comandantes exhibieron una toma de decisiones correctas. En el informe se determina que el uso de fuego real estaba justificada y que toda la operación es estimable.

El equipo observó con buenos ojos las diversas fases de evacuación médica de los heridos por vía aérea y por mar, incluidos los pasajeros heridos del Mármara Mavi. Además, el equipo destacó la seriedad con la que el Estado Mayor y la Armada de Israel se acercó a la materia, tal como se expresa en los preparativos.

El general de división (Res.) Eiland ha observado de manera favorable el grado de cooperación y la transparencia mostrada por los participantes en el examen a todos los niveles. En el resumen del examen del general de división Eiland determinó que el tema debe ser visto con perspectiva, que el daño causado a Israel no es tan grave como parecía después del incidente. Además, dijo que “existe una tendencia a sacar conclusiones generales basadas en un solo incidente y que “el hecho de que las FDI se examinan y otros no, se traduce en que sólo los errores de las FDI son publicadas,”  Maj. Gen. (Res.) Eiland.

Dover Tzahal

12 de julio 2010

LOS ACTIVISTAS DE LA FLOTILLA CONTABAN CON EL RESPALDO DEL GOBIERNO TURCO

INFORME DE INTELIGENCIA

LOS ACTIVISTAS DE LA FLOTILLA CONTABAN CON EL RESPALDO DEL GOBIERNO TURCO

Según las investigaciones realizadas en relación a los pasajeros del barco Mavi Mármara por los medios de inteligencia de Israel y los hallazgos en sus articulos personales, surge, con claridad, que los supuestos activistas que atacaron a los soldados israelíes, formaban parte de un grupo entrenado con anterioridad para la lucha violenta.

Así lo devela un informe difundido por el Centro de Información e Inteligencia sobre Terrorismo. Este informe da cuenta del respaldo obtenido por el mismo grupo por parte del gobierno de Turquía y de su Primer Ministro, Regip Erdogan, que conocía los planes.

El Centro de Terrorismo es una organización privada que, entre otros funciones que realiza, sirve como brazo no oficial de las comunidades de información y, en el pasado, dio a conocer, al público y medios de comunicación, información veraz de inteligencia a los diferentes organismos de inteligencia del Estado de Israel.

El informe se basa en investigaciones acerca de los pasajeros del Marmara, realizada desde el momento del asalto al barco y hasta que el último de los pasajeros fue devuelto a su país, como resultado de las búsquedas realizadas en el barco y en los equipos de los pasajeros. Entre otros objetos de interés, fueron investigadas  las computadoras encontradas en el barco.

Según los hallazgos surge que, la mayoría de los 500 pasajeros del Marmara, subieron al barco en un puerto de Italia, siendo en gran parte, activistas humanitarios y voluntarios que pasaron por la revisión de seguridad, mientras  – un grupo de 40 personas-  identificado como activistas de IHH,  lo abordaron después, en el puerto de Estambul y, durante la travesía, se ubicaron por separado al resto de los pasajeros. Esos subieron sin ser revisados. Estaban equipados con elementos de comunicación, cinturones de seguridad con la bandera de Turquía y máscaras de gas. Se distinguían  por una etiqueta en la que se leía “protección de seguridad” y convirtieron la plataforma superior del barco en su base, a la que se prohibió la entrada al resto de los pasajeros.

Entre ellos funcionaba una jerarquía interna clara en la que personal específico funcionaba como comandante de fuerzas.

El líder de la organización islámica, Blunt Yalderis, estaba entre los pasajeros y hacía circular una guía detallada al grupo de IHH, dos horas antes de la llegada de los soldados al barco. Su destino principal era rechazar de cualquier modo, a las fuerzas del ejército israelí y echarlos al mar. La tripulación del barco prohibió el abordaje de la nave con armas aunque, durante la travesía, el grupo de IHH se equipó con barrotes de hierro y pesadas cadenas.

Según el testimonio de un oficial de la tripulación del barco, al oír voces, se inició una confrontación entre ellos y la gente de IHH e intentaron quitarles los elementos. La gente de IHH tomó los puñales escondidos y los machetes ubicados detrás de los matafuegos. Los barrotes de hierro estaban dentro de los botes salvavidas. Todo ello se utilizo contra los soldados que abordaron la embarcación.

Antes del asalto, fueron desalojados todos los pasajeros que no tenian relación con la resistencia y se les ordenó permanecer en las otras cubiertas en todo momento, a la plataforma superior sola fueron autorizados a acercarse las personas vinculadas a la organización y los periodistas que dieron testimonio de los acontecimientos.

Los testimonios que se recopilaron de los pasajeros establecen que no fueron testigos de los acontecimientos ocurridos en la zona de confrontación ya que no se les permitió acceder a esta zona.

Los testimonios son también parecidos a los de los soldados y oficiales israelíes, quienes dijeron que combatieron contra un grupo de alrededor de 50 hombres que utilizaron todo arma en sus manos para atacar y rechazarlos. Ocho de los nueve muertos fueron identificados por la Inteligencia, como activistas de la organización IHH.

Los elementos encontrados en las computadoras portátiles en posesión de la gente de IHH, dan cuenta de la estrecha relación entre ellos y la gente del partido al que pertenece el Primer Ministro turco. Parte de los activistas dijeron  que Erdogan en persona  estuvo involucrado en los preparativos de la flota. Según sus palabras, sabían que eran vanas las probabilidades de ser autorizados a ingresar a Gaza y su objetivo era “Mostrar la verdadera cara de Israel frente al mundo”.

Según un periodista turco, miembro de IHH,  investigado, “Los turcos les tendieron una trampa y ustedes cayeron en ella”, refiriéndose a Israel. A su entender, se trataba de un primer intento y después provocarían otro suceso parecido en el mar.

El Marmara fue adquirido por IHH directamente a la empresa de Transporte Marítima Municipal de Estambul.

Preguntas y Respuestas al bloqueo marítimo que Israel lleva a cabo a Gaza

Preguntas y Respuestas al bloqueo marítimo que Israel lleva a cabo a Gaza

1. ¿Qué es un bloqueo marítimo?

El bloqueo es un medio de hostilización propio de la guerra marítima. Se trata de una medida por la cual un beligerante prohíbe toda comunicación entre la alta mar y el litoral enemigo, bajo sanción de detener y capturar a los barcos que la contravengan.

Condiciones de validez del bloqueo: Los requisitos de validez del bloqueo se reducen a tres:

a) Existencia previa de un estado de guerra.

b) Efectividad. El bloqueo, para ser obligatorio, debe ser declarado, notificado y efectivo, es decir, mantenido por una fuerza suficiente para impedir realmente el acceso al litoral enemigo. La apreciación de la efectividad es una cuestión de hecho de la que no todos los Estados tienen idéntica concepción.

c) Notificación. La exigencia de notificación es una medida de publicidad. El bloqueo no puede surtir efectos frente a los neutrales mientras éstos no tengan conocimiento de su existencia.

2. ¿El bloqueo marítimo que Israel impuso a Gaza es legítimo?

En la actualidad Israel se encuentra en estado de conflicto armado con el régimen de Hamas el cual controla la franja de Gaza, en el pasado reciente el régimen de Hamas ha bombardeado objetivos civiles dentro del Estado Soberano de Israel, además es ampliamente conocido el hecho que las armas utilizadas en estos actos hostiles entraron a Gaza vía marítima en buques de supuesta ayuda humanitaria.

Antecedentes de “cargamento humanitario” enviado a la franja de Gaza:

El 3 de enero de 2002, la armada israelí tomo el control sobre el buque Karine A, el cual navegaba en aguas internacionales, camino al Canal de Suez para finalmente arribar a un puerto controlado por la Autoridad Palestina en Gaza.

En el cargamento incautado había cohetes Katyusha de 107mm y 122mm los cuales poseen un alcance de entre 8 y 20km respectivamente. También se encontraron artillería de mortero de 80mm y 120mm, varios tipos de artillería autopropulsada anti tanque, minas anti tanque, rifles de varios tipos, rifles Kalashnikov y una considerable suma de municiones para estos rifles.

De haber llegado esta “ayuda humanitaria” a manos de las organizaciones terroristas, hubiesen afectado de forma considerable la seguridad del estado de Israel, ya que su alcance hubiese sido sin precedentes, llegando a ciudades como Ashkelon y otras ciudades costeras inclusive el aeropuerto internacional Ben-Gurion.

Alcance de un bloqueo marítimo:

El alcance del bloqueo estipula la posibilidad de llevarlo a cabo más allá de las aguas territoriales o en conflicto, es decir en aguas internacionales, siempre y cuando no perjudique a estados neutrales y no impida el acceso a costas y puertos de dichos estados.

El bloqueo marítimo, es ampliamente reconocido por el derecho internacional y está en los manuales de varios países occidentales, tales como Francia, Italia, Inglaterra y los Estados Unidos, es considerada una práctica eficaz para neutralizar amenazas a la seguridad nacional de un Estado. En la práctica debe hacerse uso de diferentes criterios para informar de la existencia de un bloqueo.

3. ¿Israel no hizo uso de varios criterios para establecer que existía un bloqueo y que haría cumplir el bloqueo marítimo a esta flota?

En este sentido es importante recordar que Israel publico por los canales internacionales profesionales marítimos las coordenadas del bloqueo existente, adicional a esto Israel ha provisto de la apropiada notificación a los gobiernos afectados y a los organizadores de esta flota. Se advirtió en tiempo real y en varias ocasiones a todos los barcos que eran parte de la flota que estaba en vigor un bloqueo marítimo.

Bajo la ley marítima internacional, cuando un bloqueo marítimo entra en efecto:

a. Ningún barco ya sea civil o buque enemigo puede entrar en el área del bloqueo.

b. Un estado puedo imponer todas las medidas necesarias para imponer el bloqueo.

c. Todo buque que viole dicho bloqueo podrá ser capturado o agredido.

d. Según el derecho marítimo internacional cualquier buque que desde el momento de su partida de puerto tenga como intención violar el bloqueo, se le considerara en clara violación a dicho bloqueo.

Prensa Internacional donde se deja constancia de dichos avisos:

http://www.europapress.es/internacional/noticia-israel-remite-fax-primera-advertencia-flotilla-solidaria-20100530180053.html

5. ¿Cuáles eran las intenciones de los tripulantes de los buques en cuestión?

Desde su comienzo la organización IHH “Insan Haklari ve Hürriyetleri Yardim Insan Vakfi” (Fundación de Ayuda Humanitaria Derechos Humanos y Libertades), ha declarado públicamente cuáles eran sus intenciones. Las cuales eran violar el bloqueo marítimo impuesto por Israel a la Franja de Gaza. Además de dejar constancia oral y escrita, los manifestantes miembros de IHH han dado fe de su ruta en el manifiesto expuesto a las autoridades marítimas de donde zarpo cada uno de estos barcos. En clara violación del derecho internacional y leyes maritimas.

Israel de manera pacífica intento por varias vías ejercer el bloqueo, dado el gran numero de naves involucradas no quedo otra opción que hacer uso de acciones de abordaje a dichas naves, en dicho evento, los oficiales de la armada israelí actuaron en defensa propia al ser atacados por una turba de tripulantes armados con cuchillos, tubos y pistolas, no dejando otra opción que el uso de la fuerza hasta poder controlar la situación por parte de la armada Israelí. Dando como resultado el desafortunado incidente donde han perdido la vida varios tripulantes y de igual manera han sido heridos de gravedad un numero importantes de oficiales de la armada israelí.

Hasbara en Español

Comunicado de Prensa Embajada de Israel

Comunicado de Prensa Embajada de Israel

La flotilla de Gaza y las verdaderas intenciones de la ayuda humanitaria

El Ministerio de Relaciones Exteriores del Estado de Israel informa con respecto a los recientes acontecimientos con la flotilla de Gaza:

1) Los organizadores y participantes de la flotilla rechazaron los reiterados llamamientos del Gobierno y del Ejército de Defensa de Israel, realizados por vía diplomática y cualquier otro medio a disposición, para detener las provocaciones.

2) La denominada “ayuda humanitaria” no tenía ese propósito. Si hubiera sido por motivos humanitarios, habrían aceptado nuestra oferta de entregar todos los suministros humanitarios a través de los canales adecuados que se utilizan a diario, ya que Israel se asegura de que Gaza no se encuentre desprovista de tal ayuda. Los organizadores de la flotilla se negaron a desembarcar en el puerto de Ashdod tal como fue solicitado por el Estado de Israel, en función de la forma en que se canaliza dicha ayuda cotidianamente. Se solicitó a la flotilla enviar sus suministros a través de los canales apropiados, ya sea la ONU, la Cruz Roja, pero fue en vano.

3) Desde la flotilla misma se afirmó que no se trata de una campaña humanitaria, sino de una intención de romper el bloqueo marítimo en Gaza. Un bloqueo que es legal y está justificado por el terror que Hamas está aplicando en Gaza. Esta situación plantea la necesidad para la armada israelí de controlar las aguas para prevenir la infiltración de activistas terroristas y el contrabando de armas con destino a Gaza. Si la flotilla hubiese ingresado en Gaza ello hubiera implicado el abastecimiento de armas a Hamas y otras organizaciones terroristas. Ello hubiese implicado el resultado inevitable de miles de muertes de civiles y el desarrollo de la violencia en toda la zona.

4) Los soldados del Ejército de Defensa de Israel que abordaron los barcos fueron atacados con armas de guerra (armas de fuego y cuchillos, entre otros) que fueron preparados y ocultados con tiempo de antelación. Como resultado de ello los soldados se vieron obligados a defender sus vidas. Posteriormente los barcos fueron trasladados al puerto de Ashdod.

5) La actitud de los simpatizantes de Hamas a bordo del barco pone en evidencia su relación directa con las organizaciones terroristas y el islamismo radical. Los organizadores son conocidos por sus vínculos con la Jihad global, Al-Qaeda y Hamas. Tienen una historia de contrabando de armas a las organizaciones terroristas.

6) Ningún país hubiese aceptado un asalto de esta naturaleza a su soberanía y transgresión al derecho internacional, lo que conlleva una amenaza a su seguridad y un violento ataque a sus ciudadanos y soldados.

7) Israel se lamenta por la pérdida de vidas humanas y afirma haber realizado todos los esfuerzos por evitar esa situación. Al mismo tiempo, subraya la absoluta responsabilidad que reside en los organizadores de la flotilla y sus participantes.